Revista YD
Revista YD
Fotogalerías

Volvió a sonreír la afición en el Corona

Luego de 6 partidos sin conocer la victoria, los aficionados Guerreros se despidieron del Estadio Corona con la victoria ante el equipo Jaguares.

Tras ser el último partido de los Guerreros en casa en esta temporada, la afición santista acudió al Estadio Corona para poder ver a su equipo en este cierre de torneo, para ello una ligera lluvia sacudió al TSM previa al juego entre Santos y Jaguares de Chiapas, pero a pesar de ello, la fanaticada permaneció en el inmueble para poder ver a su equipo en la cancha, en las afueras del Corona cientos de laguneros mostraron un buen ambiente, además de contar con la presencia de unos cuantos aficionados fieles del equipo visitante, quienes a pesar de la larga distancia, acudieron a apoyar a su equipo.

Tras el inicio del duelo, algunos sectores de la tribuna permanecían vacíos, conforme iban pasando los minutos, las gradas comenzaban a llenarse poco a poco y con ello el ritmo de los laguneros subía poco a poco, mientras que por el lado del partido, ambos equipos se mostraban serenos y sin aproximaciones peligrosas, salvo algunos destellos de Jonathan Rodríguez que hacían que los locales se emocionaran.

Con ello dio fin a la primera mitad, la cual mostró muy poco por ambas escuadras, mientras por el lado de la afición, los cánticos no dejaron de sonar pese al bajo nivel de juego en la cancha.

Además de contar con la presencia de la Orquesta del Instituto de Gómez Palacio, los cuales tocaron sus instrumentos en el entretiempo del partido.

El inicio de la segunda mitad, hizo que el Estadio Corona vibrara nuevamente, ya que Sandoval al minuto 46 conectó una volea que dejo parado a Jiménez y con ello la afición lagunera despertaba, rápidamente los Guerreros volvieron a hacerse presentes en el marcador con un disparo de Ulises Dávia, que entró al costado de la portería chiapaneca, con ello la tribuna inició su fiesta en el Corona,

En los últimos minutos de juego, la escuadra visitante comenzaba a reaccionar con algunas llegadas a la portería de Marchesín pero sin tener éxito alguno, con el marcador en los últimos segundos el árbitro sonó su silbato y dio fin al partido, provocando la felicidad completa de los laguneros presentes.

El Estadio Corona tuvo la presencia de 18,181 espectadores.

Revista YD
Revista YD
To Top