El resumen de la Jornada 5 de la Liga MX

Vaya jornada. La quinta estación del campeonato nos obliga a afilar el lápiz, a recargar la tinta, a teclear más rápido porque nos dejó mucho que contar. Hubo de todo: victorias traducidas en oxígeno, obras de arte, espectáculo, porterías cerradas, un triplete, defensas goleadores, postes, marcadores abultados. No faltó nada. Mucho que escribir a casa, mucho que recordar.

Empezamos en Puebla, La Franja, además de sus futbolistas y su afición, tuvo como cómplice a los palos. Sí, esta vez los postes jugaron un papel fundamental: asistieron. En los dos goles con los que el equipo de Enrique Meza marcó diferencia ante las Chivas, los palos terminaron por dar el pase de anotación a los atacantes poblanos. En el minuto 3, Francisco Acuña mandó un disparo hacia el poste derecho de Rodolfo Cota, en el rebote estuvo presente el colombiano Omar Fernández para empujar el balón hacia las redes con la cabeza. Con la misma suerte corrió Lucas Cavallini, quien después de un tiro de Alejandro Chumacero al metal, completó con un frentazo. Ganó el Puebla.

El mismo viernes vimos a un habitual defensa central, esta vez en función de lateral derecho, convertirse en la figura de un partido. En el Atlas vs. Cruz Azul, los Rojinegros consiguieron su primer triunfo del Clausura 2018. Lo hicieron con dos goles de Jaine Barreiro, que se sumó al ataque para completar con un cabezazo y un zurdazo la voltereta, ya que La Máquina se había adelantado en el primer minuto vía Carlos Fierro. Fue también la primera victoria de Rubén Omar Romano en esta nueva era con el Atlas.

En la actividad del sábado, los Tiburones encontraron un tanque de oxígeno. Hubo partido de altísima tensión en La Corregidora. Chocaron dos Clubes que viven una batalla en la parte baja de la tabla de cocientes. Ayudados de una fantástica actuación del arquero Pedro Gallese y de un gol oportuno del volante Carlos Esquivel, los de Memo Vázquez se impusieron a domicilio al Querétaro. Reduciendo a 7 puntos entre ellos la distancias en la lucha por no descender.

En Monterrey, los Rayados dieron una magistral exhibición ante un León que extravió la brújula. El conjunto de Antonio Mohamed brilló desde el primer instante, su futbol fue contundente, espectacular, vertical. El marcador de 5-1 explica lo que fue el encuentro en el Estadio BBVA Bancomer.

En la cima del torneo, acompañando a los Rayados, están las Águilas del América que también brillaron en su casa, de hecho imponiéndose con idéntico marcador, 5-1, pero a los Lobos BUAP. América tuvo en Henry Martin a la gran figura, hizo tres goles y asistió. También anotaron Renato Ibarra y el francés Jéremy Ménez. La afición americanista terminó encantada con la presentación de su equipo. No es para menos.

Monarcas Morelia también mostró su buen presente, lo hizo de visita en la casa del Pachuca, aunque los Tuzos consiguieron dos golazos, con Erick Gutiérrez y Keisuke Honda, Monarcas fue certero para sellar el marcador en 2-3 con anotaciones de Carlos Guzmán, Raúl Ruidíaz y Gastón Lezcano.

En la actividad sabatina también vimos dos empates sin goles, en el Necaxa vs. Toluca hubo un penal de último instante a favor de los Rayos pero Luis García fue héroe atajándole a Martín Barragán. Y en Torreón, ante Santos, Tijuana continuó su racha sin recibir gol en el Clausura 2018.

La Jornada 5 se cerró con un gran triunfo de los Pumas de David Patiño que tuvieron un primer tiempo brillante contra Tigres para derrotarlos con marcador de 2-0, engalanados por una gran actuación de Pablo Barrera y Matías Alustiza. El tren ya dejó la quinta estación del torneo y nos dejó a su paso, como ya vimos, mucho que platicar.