Revista YD
Aarón Arguijo

La columna cara de Aarón Arguijo

Feliz Navidad, mi amigo!

El vuelo de la sensacional pelota de 108 costuras no se detiene ni en las épocas navideñas y eso es algo que nos pone una sonrisa en el rostro a quienes nos apasionamos con el Rey de los Deportes, su majestad el beisbol. El invierno no es sinónimo de ayuno beisbolero, ya que podemos gozar de momentos estelares de diversas ligas alrededor de México y en otras latitudes, incluso en nuestra casa tenemos la Liga Mayor de Beisbol de La Laguna, que el pasado viernes nos entregó un emocionante juego de comodín, modalidad adoptada apenas este año y que dio buen resultado en su estreno.

La Liga Mexicana del Pacífico está en su momento definitivo, terminando su temporada regular con el término del año, programando su propio juego de comodín para el 1 de enero, también en este fuerte circuito estarán estrenando este año la modalidad del juego “de vida o muerte”, que seguramente aportará muchas emociones extras, en caso de que se deba disputar. Hay tres equipos que ya tienen prácticamente asegurada su clasificación, pero los otros cinco se pelean los lugares restantes sin dar tregua y sólo restan 5 juegos por disputarse, por lo que es una posibilidad muy grande el que se presente el famoso juego de comodín.

Los únicos que ya firmaron su sentencia son los Charros de Jalisco, una decepción total para el equipo tapatío que realizó una planeación a fondo e invirtió buen dinero para tratar de ser protagonista durante la temporada, incluso tienen entre sus filas al relevista Sergio Romo, de los Gigantes de San Francisco, pero simplemente no han podido ser regulares, lo cual es indispensable para contender en este deporte tan exigente como apasionante. Incluso Venados de Mazatlán, que fueron un desastre durante la primera vuelta en la que compilaron marca de 9 ganados y 26 perdidos, ya levantaron cabeza y marchan como líderes de la segunda mitad de la temporada, en la que tienen 18 y 9.

Como dato curioso, en la primera vuelta Culiacán se quedó con el primer lugar y Mazatlán con el último, mientras que durante la segunda vuelta, hasta antes de los juegos de ayer, los Venados estaban de líderes y los Tomateros en el sótano, así de cambiante puede ser el caprichoso beisbol. Peloteros de Vaqueros del Unión Laguna están en posibilidad de disputar el Playoff con sus respectivos equipos en la LMP y habrá que seguirlos de cerca, aunque hay que seguir a todos los equipos, en especial a Mexicali, ya que este invierno ha sido muy silencioso en cuanto a refuerzos de equipo y los laguneros están vigilando la liga de la costa para evaluar probables refuerzos.

En el resto de las ligas invernales del Caribe ya también se acerca la definición, como en la Liga Dominicana, que ya tiene definidos a tres de sus invitados al Round Robin o “Todos contra Todos”, en ese extraño pero entretenido (y prolongado) sistema de eliminación que tienen en Quisqueya. Gigantes del Cibao marchan de líderes, superando a los eternos rivales Tigres del Licey y Aguiluchos del Cibao, que dirige Félix Fermín, manejador de los Sultanes de Monterrey en la LMB. En Venezuela y Puerto Rico también andan por las mismas, ya preparando a los que serán sus representantes en la Serie del Caribe que se jugará en Culiacán y para la que faltan menos de 40 días para que se cante el “Playball”.

Durante los días festivos dense una vuelta a los juegos de la Liga Mayor de Beisbol de La Laguna, que iniciará sus semifinales con los duelos de Orioles ante Alacranes y Matamoros frente a Lerdo. La temporada fue realmente reñida y los Playoffs no serán la excepción, no se puede distinguir que un equipo sea demasiado favorito y eso nos garantiza buen espectáculo sobre el diamante. La invitación está hecha y les aseguro que no se van a arrepentir, además de disfrutar una liga que tiene 65 años de gran tradición.

Está a punto de caer el out 27 para el año 2016, que ha sido de grandes momentos en la pelota profesional, resaltando por supuesto el fin de la “Maldición de la Cabra” y los 108 años de sequía para los Cachorros de Chicago, sin duda, es un calendario para guardar en la memoria beisbolera. Gracias al manager celestial, tengo la oportunidad de documentar día a día lo que sucede en mi pasión, que es el beisbol y ese es el más grande regalo que me ha dado la vida profesional. Les envío un abrazo de jonrón y deseo que pasen una muy feliz navidad, que el niño Dios renazca en sus corazones y los haga sentir como si hubiesen lanzado un juego perfecto. Buen fin de semana y recuerden disfrutar la vida, hasta que caiga el out 27.

Nota: Las columnas que se presentan en yodeportivo.com, son responsabilidad de sus autores y no reflejan la opinión periodística de este medio

Más Leído

To Top